Japón se queja de los llamados de acoso de China por la liberación de agua de Fukushima

Una vista de la central nuclear de Fukushima Daiichi después de que comenzó a liberar agua radiactiva tratada en el Océano Pacífico, vista desde el cercano puerto pesquero de Okido en la ciudad de Nami, Prefectura de Fukushima, Japón, el 25 de agosto de 2023. REUTERS/Tom Bateman /Foto de archivo Obtener derechos de licencia

TOKIO (Reuters) – Japón dijo el lunes que había recibido varias llamadas telefónicas de acoso «extremadamente desafortunadas», muy probablemente de China, después de que agua radiactiva de la planta de energía nuclear de Fukushima se filtrara al Océano Pacífico.

La embajada china en Tokio dijo que también había recibido llamadas molestas de Japón.

Japón comenzó a drenar agua el jueves en un paso importante hacia el desmantelamiento de la planta de Fukushima, que sufrió tres fusiones después de ser golpeada por un tsunami en 2011 en el peor desastre nuclear del mundo desde Chernobyl hace 25 años.

«En Japón se están produciendo muchas llamadas telefónicas de acoso que se cree provienen de China. Estos acontecimientos son muy desafortunados y estamos preocupados», dijeron en una sesión informativa regular el secretario jefe del gabinete, Hirokazu Matsuno, y el portavoz principal del gobierno.

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Japón dijo que tales llamadas llevaron al viceministro de Asuntos Exteriores, Masataka Okano, a convocar al embajador chino.

Un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores chino dijo que el ministerio no estaba al tanto del asunto cuando se le preguntó sobre las acusaciones de acoso en una conferencia de prensa habitual el lunes.

Pero la embajada china en Tokio emitió un comunicado diciendo que había hecho declaraciones firmes a Japón acerca de que la embajada y los consulados chinos en Japón habían recibido «un gran número de llamadas inquietantes desde Japón».

READ  Seychelles declara estado de emergencia tras explosión e inundaciones

El embajador Wu Jianghao dijo, según un comunicado de la embajada, que las llamadas causaron «graves interferencias con el trabajo normal de la embajada y los consulados».

El Ministerio de Asuntos Exteriores de Japón dijo en un comunicado que también se produjeron llamadas de acoso en instalaciones japonesas en China e instó al gobierno a garantizar la seguridad de los ciudadanos japoneses.

El primer ministro Fumio Kishida dijo que el gobierno había pedido «enérgicamente» a Beijing que instara a sus ciudadanos a actuar «con calma y responsabilidad» después de incidentes reportados de lanzamiento de piedras en una escuela japonesa y en la embajada japonesa.

Un funcionario de la ciudad dijo que el Ayuntamiento de Fukushima comenzó a recibir llamadas con el código chino +86 el jueves, y que el número de llamadas superó las 200 al día siguiente, inundando las líneas telefónicas e interrumpiendo el trabajo normal de los empleados de la ciudad.

El mismo día, añadió, las escuelas primarias y secundarias de la ciudad, situada a 60 kilómetros al noroeste de la fábrica paralizada, recibieron 65 llamadas similares.

Dijo que una persona que llamó comentó: «¿Por qué están liberando agua contaminada en el Océano Pacífico, que es un mar para todos?»

Los medios locales dijeron que otros municipios, hoteles y restaurantes también han recibido llamadas de este tipo.

Un ejecutivo de uno de los operadores de cadenas de restaurantes japoneses dijo que las sucursales en el centro de Tokio reciben llamadas frecuentes de personas que hablan chino desde el número +86. El ejecutivo, que habló bajo condición de anonimato por temor a mayores acosos, dijo que la empresa había denunciado el incidente a la policía.

READ  Manifestantes bancarios en la provincia china de Henan fueron atacados por grupos vestidos de civil

En China, el jueves se arrojó una piedra contra una escuela japonesa en la ciudad costera de Qingdao, según informó el Consulado General de Japón en la ciudad.

Cuando se le preguntó sobre el incidente en Qingdao y las llamadas de acoso, el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores chino, Wang Wenbin, defendió el historial de China de mantener seguros a los extranjeros.

«China siempre ha salvaguardado la seguridad, los derechos y los intereses legítimos de los ciudadanos extranjeros en China de conformidad con la ley», dijo Wang.

El operador de la planta de Fukushima, Tokyo Electric Power Corporation (T9501.T) (Tepco), filtra el agua contaminada para eliminar el isótopo, dejando sólo el tritio, un isótopo radiactivo del hidrógeno difícil de separar.

China dijo que Japón no había demostrado que el agua fuera segura y emitió una prohibición general sobre todos los productos acuáticos provenientes de Japón.

(Reporte de Kiyoshi Takenaka y Maki Shiraki en Tokio y Martin Pollard en Beijing; Reporte de Mohamed para The Arab Bulletin) Editado por Jacqueline Wong, Mark Heinrichs, Raju Gopalakrishnan y Nick McPhee

Nuestros estándares: Principios de confianza para Thomson Reuters.

Obtener derechos de licenciaabre una nueva pestaña

Martin es corresponsal de noticias políticas y generales (chinas) con sede en Beijing. Anteriormente trabajó como reportero de televisión y videoperiodista y habla mandarín y francés con fluidez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *