Las llamaradas solares provocan una ‘vigilancia de tormenta geomagnética’ y una alerta de aurora • Earth.com

Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (Noé(Centro de predicción del clima espacial)SWPC), una importante división del Servicio Meteorológico Nacional, actualmente vigila de cerca el Sol tras varios eventos solares importantes. Estos eventos han generado preocupaciones sobre una fuerte tormenta geomagnética, lo que provocó la emisión de una alerta de tormenta geomagnética.

El agujero coronal fue observado el 4 de diciembre

La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA) ha observado una corriente de partículas solares a alta velocidad procedente de un gran agujero coronal que se espera produzca una tormenta geomagnética G2 (moderada) el 4 de diciembre (UTC) y una tormenta G1 (menor) el 4 de diciembre (UTC). 5 de diciembre de 2023, según una alerta de esta mañana del Centro de predicción del clima espacial de la NOAA (SWPC).

Los agujeros coronales juegan un papel importante en la creación de auroras en la Tierra. Estas zonas oscuras de la superficie del Sol, caracterizadas por campos magnéticos abiertos, permiten que el viento solar escape más fácilmente al espacio. Cuando este viento solar de alta velocidad, a menudo emitido por agujeros coronales, llega a la Tierra, puede interactuar con la magnetosfera del planeta.

28 de noviembre Llamarada solar y eyección coronal

El 27 y 28 de noviembre, el Sol experimentó varias eyecciones de masa coronal (CME), que son enormes explosiones de viento solar y campos magnéticos que se elevan por encima de la corona solar o se disparan al espacio. Esta eyección coronal ha provocado una oleada de actividad y observaciones por parte de expertos en meteorología espacial.

Se detectó una llamarada solar notable el 28 de noviembre a las 2:50 p.m.EDT. Este evento se originó en el área 3500, un grupo de manchas solares moderadamente complejas ubicadas cerca de la longitud central del Sol. El destello se asoció con el cuarto halo de eyección coronal en toda regla observado durante este período.

Curiosamente, la cuarta Bolsa Mercantil de Chicago avanza a un ritmo acelerado en comparación con la anterior. Este aumento de velocidad se atribuye a CME anteriores que abrieron camino a través del viento solar. Se espera que esta CME se fusione con dos de las tres CME anteriores, con una llegada prevista a la Tierra entre la noche del 30 de noviembre y el 1 de diciembre.

Efecto de la tormenta geomagnética

Los meteorólogos del SWPC están siguiendo atentamente la situación con la NOAA Descubrir satélite, que proporciona datos en tiempo real sobre el viento solar. Esta información es esencial para comprender la fuerza y ​​el momento de la tormenta geomagnética esperada.

READ  Descubriendo un lago escondido que contiene antiguos fósiles vivientes

Se sabe que las tormentas geomagnéticas afectan la infraestructura en la órbita cercana a la Tierra y en la superficie terrestre. Estos impactos pueden incluir interrupciones en las comunicaciones, la red eléctrica, los sistemas de navegación, la radiofrecuencia y las operaciones satelitales. Este tipo de tormentas son una gran preocupación para las industrias y servicios que dependen de estas tecnologías.

Se espera alta actividad auroral

Un resultado interesante y visualmente impresionante de las tormentas geomagnéticas es la aurora boreal, también conocida como aurora boreal o aurora austral. Esta tormenta tiene el potencial de empujar la aurora hacia el sur desde su ubicación habitual sobre las regiones polares.

Si las condiciones climáticas son favorables, la aurora boreal puede ser visible en todo el norte de los Estados Unidos y la parte superior del Medio Oeste, desde Illinois hasta Oregón. Se anima a los residentes de estas áreas a consultar las últimas noticias de la NOAA. Previsión de crepúsculo Para tener la mejor oportunidad de presenciar este fenómeno natural.

El SWPC de la NOAA continúa monitoreando de cerca estos eventos solares, proporcionando actualizaciones y pronósticos. A medida que se desarrolle la situación, brindarán orientación sobre los posibles impactos de la tormenta geomagnética. Se recomienda al público y a las industrias relevantes que se mantengan informados y preparados para cualquier interrupción que pueda ocurrir.

Más sobre tormentas geomagnéticas

Como se analizó anteriormente, las tormentas geomagnéticas representan perturbaciones en la magnetosfera de la Tierra, causadas por choques del viento solar o interacciones del viento solar con el campo magnético de la Tierra. Estas tormentas, que a menudo se originan a partir de actividades del Sol como erupciones solares y eyecciones de masa coronal (CME), tienen profundos efectos en el entorno magnético de la Tierra.

Viaje del sol a la tierra

La historia de la tormenta geomagnética comienza con el sol. Las erupciones solares, los intensos estallidos de radiación, las eyecciones coronales y la gran eyección de plasma y campo magnético de la corona solar desempeñan papeles fundamentales. Estos fenómenos liberan enormes cantidades de partículas al espacio, que pueden llegar a la Tierra e interactuar con su campo magnético, creando una tormenta geomagnética.

Después de su erupción, las partículas solares y las ondas electromagnéticas viajan a través del espacio y tardan entre 1 y 3 días en llegar a la Tierra. La velocidad y la intensidad de estas partículas varían dependiendo de la fuerza del evento solar.

READ  Las autoridades han confirmado que varias tormentas magnéticas golpearán la Tierra esta semana.

Interacción con la magnetosfera de la Tierra.

Cuando estas partículas cargadas llegan, chocan con la magnetosfera de la Tierra, la región del espacio controlada por el campo magnético de la Tierra. Esta colisión provoca cambios y perturbaciones complejos en la magnetosfera, lo que da lugar a una tormenta geomagnética. Estas tormentas tienen una variedad de impactos, desde hermosas auroras boreales hasta posibles interrupciones en la tecnología.

Auroras boreales

El efecto más obvio y sorprendente es la aurora boreal, comúnmente conocida como aurora boreal y aurora austral. Estas exhibiciones de colores ocurren cuando partículas cargadas chocan con gases en la atmósfera terrestre, creando fascinantes espectáculos de luces que normalmente se ven cerca de las regiones polares.

Disrupciones tecnológicas

Más importante aún, las tormentas geomagnéticas pueden alterar las operaciones de los satélites y afectar las comunicaciones y los sistemas GPS. Pueden inducir corrientes en conductores largos, afectando a las redes eléctricas y provocando potencialmente apagones generalizados.

Impacto en naves espaciales y satélites.

Los satélites y las naves espaciales, expuestos a una mayor radiación, corren el riesgo de sufrir daños o funcionar mal durante estas tormentas. Este riesgo requiere un seguimiento cuidadoso y medidas preventivas en las misiones espaciales.

Predicción de tormentas geomagnéticas

Organizaciones como el Centro de Predicción del Clima Espacial de la NOAA monitorean activamente el Sol y predicen tormentas geomagnéticas. Utilizan satélites como DSCOVR para rastrear los vientos solares y proporcionar alertas tempranas, lo que ayuda a mitigar posibles impactos en la tecnología y la infraestructura.

En resumen, las tormentas geomagnéticas, si bien son fuente de maravillas naturales, nos recuerdan la vulnerabilidad de nuestro planeta a la actividad solar. Comprender y monitorear estas tormentas no solo proporciona información sobre nuestro entorno espacial, sino que también nos ayuda a prepararnos y mitigar sus impactos en nuestro mundo cada vez más dependiente de la tecnología.

Más sobre la aurora boreal

Como se mencionó anteriormente, la aurora boreal, a menudo llamada aurora del norte o del sur, es un despliegue de luz natural que se ve principalmente en las regiones polares de la Tierra. Ocurre cuando la magnetosfera de la Tierra es perturbada por el viento solar, una corriente de partículas provenientes del Sol. Esta perturbación genera luces brillantes y coloridas en el cielo, formando la aurora boreal.

¿Cómo se forman las auroras boreales?

La formación de la aurora comienza con la emisión de partículas de la atmósfera del Sol. Estas partículas, especialmente electrones y protones, son transportadas hacia la Tierra por el viento solar. Al llegar a la Tierra, estas partículas cargadas interactúan con el campo magnético y se dirigen hacia las regiones polares.

READ  Todavía espero liberar a Artemis en junio a pesar de dos juicios cerrados.

Cuando estas partículas chocan con los gases de la atmósfera terrestre, excitan los átomos y las moléculas, haciendo que se iluminen. El oxígeno y el nitrógeno, los principales componentes de nuestra atmósfera, desempeñan un papel importante en la coloración de la aurora boreal. El oxígeno emite luces verdes y rojas, mientras que el nitrógeno produce colores azules y morados.

Tipos de aurora boreal

La aurora boreal se presenta en diferentes formas, cada una de las cuales es única e impresionante:

Aurora Boreal: también conocida como aurora boreal, se puede ver en regiones de latitudes altas del hemisferio norte, como Canadá, Alaska y Escandinavia.

Aurora Australis – Conocidas como las luces del sur, se pueden ver en el hemisferio sur en lugares como la Antártida, Chile y Australia.

Espectáculo de crepúsculo

Para disfrutar de la mejor experiencia de observación de auroras, conviene dirigirse a regiones de latitudes más altas durante los meses de invierno. Las noches oscuras y despejadas, lejos de las luces de la ciudad, ofrecen las condiciones ideales. La intensidad de las manifestaciones aurorales puede variar, influenciada por el ciclo solar y la actividad geomagnética.

Importancia cultural y científica

La aurora boreal ha capturado la imaginación humana durante siglos, inspirando mitos y folclore. Las culturas de todo el mundo han interpretado estas luces de diferentes maneras, a menudo atribuyéndolas a dioses o espíritus.

En los tiempos modernos, el estudio de las auroras es crucial para comprender la magnetosfera de la Tierra y su interacción con el viento solar. Esta investigación es vital para proteger los satélites y los sistemas de comunicaciones de las tormentas solares.

En resumen, la aurora boreal es un fenómeno natural impresionante que proporciona una muestra vívida de la interacción dinámica de la Tierra con el Sol. Su belleza y complejidad continúan interesando a científicos y entusiastas por igual, lo que lo convierte en un elemento de la lista de deseos de los viajeros y en un tema de investigación científica en curso.

¿Te gusta lo que leo? Suscríbase a nuestro boletín para obtener artículos interesantes, contenido exclusivo y las últimas actualizaciones.

Visítenos en EarthSnap, una aplicación gratuita presentada por Eric Ralls y Earth.com.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *